Toyota alista apertura de plantas en México y China

La japonesa Toyota Motor invertirá 150,000 millones de yenes, equivalentes a 1,300 millones de dólares, en la construcción de dos nuevas plantas de automóviles en México y China, dijeron dos personas familiarizadas con los planes.

La medida pondría fin a un congelamiento de tres años, impuesto luego de que un crecimiento sin control dejó a la automotriz más grande del mundo con demasiadas líneas productivas ociosas.

El presidente y CEO de Toyota, Akio Toyoda, ha sido cauteloso sobre la expansión, después de que la firma quedó con un exceso de capacidad tras la crisis financiera global.

Las nuevas plantas elevarán la capacidad de producción anual de Toyota en casi 300,000 vehículos, de los cuales 200,000 se harán en México y hasta 100,000 en China.

Las fuentes declinaron ser identificadas porque no están autorizadas para hablar con los medios de comunicación, y dijeron que la expansión podría ser anunciada oficialmente este mes.

La renovada campaña de expansión de Toyota pondrá más presión sobre rivales como General Motors y Volkswagen, en una industria automotriz global que sigue cargando con un exceso de capacidad de manufactura.

El aumento en la capacidad mundial de producción de hasta 300,000 vehículos se compara con unas ventas de poco más de 10 millones en el 2014.

Inmediatamente después de la crisis financiera, las grandes automotrices se mostraron cautas sobre incrementar su capacidad de producción. Ahora, en momentos en que la demanda en Estados Unidos ha vuelto a los niveles anteriores a la crisis y ante un mercado de coches en China que se fortalece, aunque más lentamente, la expansión está de vuelta en la agenda.

Una portavoz de Toyota refirió que aún no se ha tomado una decisión sobre el tema; sin embargo, prevén que la planta de México será construida en Guanajuato.

La planta mexicana produciría una nueva versión del sedán Corolla para el mercado de América del Norte a partir del 2019, dijeron.

Ésta sería la primera fábrica de automóviles de pasajeros de Toyota en México, donde actualmente sólo tiene una pequeña planta que produce menos de 100,000 camionetas Tacoma al año.

En China, el mercado de automóviles más grande del mundo, la nueva planta estará ubicada en la ciudad de Guangzhou, y producirá hasta 100,000 subcompactos Yaris al año a partir del 2018.

 

El Economista