Ratifican unión de aeropuertos Tijuana-San Diego en 2014

El aeropuerto de Tijuana quedará unido por un puerto a su par de San Diego, en un proyecto que creará una terminal binacional mediante una inversión de 50 millones de dólares.

Los aeropuertos serán unidos por un puente, un proyecto que los dos países empezaron a estudiar hace dos décadas y esperan tener listo a finales de 2014.

El aeropuerto de San Diego, rodeado de edificaciones, tiene dificultades para expandirse, y la unión con el de Tijuana le permite crecer.

El aeropuerto californiano recibió a más de 17 millones de pasajeros en 2012 con una única pista que no opera las 24 horas del día, mientras que el de Tijuana recibe actualmente cuatro millones de pasajeros anualmente.

El aeropuerto de Tijuana sólo “está utilizando el 60% de su capacidad y tiene mucho más espacio para crecer”, dijo a la AFP Cindy Gompper Graves, presidenta del Consejo para el Desarrollo Económico del Sur de California.

Las obras comenzaron hacia mediados de año en Tijuana. La pieza central del proyecto es un puente peatonal de unos 155 metros de longitud que cruzará hasta el lado estadounidense, donde se erigirá un edificio terminal, explica Miguel Aliaga, director de Relaciones Públicas de Grupo Aeroportuario del Pacífico (GAP), compañía que opera el aeropuerto mexicano.

“El pasajero llegará al aeropuerto de Tijuana y, además de salir a la calle, tendrá la opción de subir el puente y cruzar a Estados Unidos, donde pasará el control de migración y aduana y podrá desplazarse al centro de la ciudad de San Diego”, situado a una media hora de distancia en coche, señala Aliaga.

Por su parte, desde el lado estadounidense se podrá obtener el pase de abordar y “cruzar directamente al aeropuerto para volar o, si el pasajero llega antes, disfrutar de otras opciones en Tijuana. Se ahorrarán las largas filas a pie y en coche” para pasar la aduana, que pueden llegar a ser de más de tres horas, afirma.

El presupuesto del proyecto, que será asumido por el sector privado, es superior a 50 millones de dólares, de los cuales 15 millones son invertidos por el operador de la terminal mexicana y el resto por la contraparte estadounidense, señaló.

TEMOR ENTRE EMPRESARIOS

Para amortizar la inversión, Gompper Graves explica que la utilización del puente tendrá un costo de entre 13 y 17 dólares para el pasajero.

La presidenta del Consejo confía en que el proyecto sirva también para promover una mayor conexión con países asiáticos.

“Una de las preguntas que frecuentemente tenemos (de pasajeros) es si tienen vuelos directos a Asia”, a donde el aeropuerto de San Diego sólo ofrece dos diarios en promedio, explica.

Pero este proyecto de ampliación del aeropuerto de Tijuana, que tiene una mayor oferta de vuelos a Asia, ha generado suspicacias en los empresarios de la ciudad de 1.6 millones de habitantes.

Los pasajeros de Estados Unidos que crucen por el puente ya no harán paso por la zona turística de la ciudad por lo que las pérdidas comerciales serán de “unos 750 millones de dólares al año”, dijo a la AFP Julián Palombo, presidente de la asociación de Comerciantes Turísticos de Tijuana.

“No estamos en contra de la modernización, pero debe estar consensuado con los tijuanenses”, indicó.

Aliaga señala que el proyecto podría incrementar el número de pasajeros del aeropuerto a seis millones anuales en una década y convertirlo en el más conectado del país.

 

El Economista